El sistema linfático del cerebro

En un descubrimiento sorprendente que daba un vuelco a lo que los médicos y estudiantes de biología han aprendido a lo largo de 70 años, investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Virginia han encontrado que el cerebro está conectado directamente al sistema inmunológico por vasos sanguíneos, en contra de lo que se creía. Aunque es una conexión diferente de la del resto del organismo, esto pone de manifiesto que en ciencia no hay dogmas. Que estos vasos sanguíneos no se hayan detectado al mapear el sistema linfático tan a fondo en todo el cuerpo es sorprendente, pero el verdadero significado del descubrimiento, según los autores del hallazgo, radica en los efectos que podría tener en el estudio y tratamiento de las enfermedades neurológicas que van desde el autismo a la enfermedad de Alzheimer a la esclerosis múltiple.

“El hallazgo muestra que el cerebro, como cualquier otro tejido, está conectado al sistema inmune periférico a través de los vasos linfáticos meníngeos”, explica Jonathan Kipnis, del Departamento de Neurociencias de la Universidad de Virginia. Su investigación, aseguran, “cambia por completo la forma en que percibimos la interacción entre el cerebro y el sistema inmune. Siempre nos había parecido algo esotérico que no podía estudiarse. Pero ahora podemos hacer preguntas mecanicistas”. El hallazgo se publicó en Nature y ha estado entre las noticias más difundidas este año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *